miércoles, 9 de noviembre de 2011

Un jardín hermoso

Photobucket"Una niña tenía un pequeño jardín en el que se plantaron muchas flores, pero nunca crecían. Las colocaba con ternura y con cuidado, pero nunca sobrevivían. Así que ella corrió al jardinero de su padre, pero el jardinero fue a verla y le dijo: ”Voy a hacer un bonito jardín para usted, en donde van a crecer todas las flores que quiera.” Fue a buscar un pico, y cuando la niña lo vio, tenía miedo por su pequeño jardín. El jardinero golpeó con la herramienta el suelo y comenzó a levantar la tierra y agitarla con su pico. Entonces alcanzó el borde de una enorme piedra que cubria casi todo el pequeño jardín. Todas las pequeñas flores fueron expulsadas ​​de sus lugares y el jardín parecía echado a perder, así fue por una temporada. La pequeña doncella lloraba mucho. Él le dijo que le haría un hermoso jardín, sin embargo parecía lo contrarío. Pero al final resultó un hermoso jardín por haber retirado la piedra que había impedido que todas las plantas desarrollaran su raíz. Pronto el jardinero llenó con tierra de nuevo y con flores, que esta vez vivieron y florecieron.
Así el Señor ha venido, y ha esparcido toda la tierra de tu confort actual para deshacerse de una piedra grande que estaba en el fondo de toda tu prosperidad espiritual, y no dejaba que tu alma prosperara. No llores como la niña, sino que recibe consuelo por los resultados benditos y da gracias a la mano de tu Padre tierno!"

C. H. Spurgeon


*************
Esto es lo que hace el Señor en nuestros corazones y vidas. Empieza a sacar todo aquello que nos impide crecer, a quitar de nuestro camino todo aquello que sin darnos cuenta a largo plazo nos hará daño. Eso es lo que está haciendo El en mi, le estoy permitiendo hacerlo, me estoy sometiendo porque El quiere que yo le entregue mi vida por amor a El, el Señor no hará nada a la fuerza.
Quiero ser esa niña que se deja consolar por su Padre Celestial y agradecer las bendiciones porque aunque ahora parezca todo tan triste, sé que en Su Sabia Sabiduría mi Señor hará crecer un hermoso jardín en mi interior que bendecirá todo en derredor.


Vale

1 comentario:

  1. Hola Vale: !Qué bonita reflexión! Me uno a vos y yo también quiero ser como esa niña que deja a Jesús trabajar en el corazón, porque todo lo que se siembra se cosecha y qué mejor que Jesús sea el que siembre en nuestras vida.
    Adelante amiga, Dios te bendiga y qué en este día podamos sembrar en el corazón de nuestros seres queridos semillas de amor y de paz. Cariños: Tere.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...